El Buzon

¿Que hago, los libero?

Gonzalo de Carmen de Patagones, Buenos Aires, contó que tuvo cardenales amarillos y los libero. Los especialistas que asesoran a cardenalamarillo.org.ar aseguran que lo minimo que se puede hacer es denunciar al que los vende.

"Me llamo Gonzalo Lang , tengo 20 años, soy de Carmen de Patagones, pero estudio en Bahía. El motivo del mail, es primero que nada felicitarlos porque me parece genial lo que hacen con el cardenal amarillo, yo he tenido cardenales  que he comprado y luego largado en mi campo, es lo mínimo que puedo hacer, pero me gustaría hacer mas, y conozco lugares que venden cardenales, no los tienen en los locales sino en sus casas, pero no se  que podría hacer para que les saquen las aves, si me podrían informar sobre algo se los agradecería, saludos."

Respuesta

Lo mínimo que se puede hacer es "denunciar" al que los vende y, por supuesto, no comprarlos. Ecológicamente es un riesgo liberar aves enjauladas ya que en su encierro contraen enfermedades que contagian luego a las aves en el medio silvestre.

Con respecto a las aves en las casas, si están a la vista la policía puede labrar las actas de infracción correspondiente. De lo contrario se necesita una orden de allanamiento.

Jorge

Hola,  mi nombre es Jorge y me dedicaba a tener encerrado en unas pequeñas jaulas a todo tipo de aves ya que por la mañana me despertaban con un lindo cantar. Pero bueno, tarde unos 35 años para entender que si a mi me gusta disfrutar del aire libre y la naturaleza porque tengo todas esas aves encerradas, bueno no tuve tantos in convenientes en liberarlas ya que casi todas las especies eran o se podían criar sin problema en la zona de Entre Ríos, pero se me complica con un cardenal amarillo que me regalaron de pichón y tendrá dos años, yo quería saber ya que hoy voy de viaje para La Pampa, en que zona lo puedo liberar y o es indistinto la zona, a mi me gustaría largarlo y saber que a la distancia encontraría su grupo desde ya muchas gracias y me fascina su campaña.
Espero su respuesta sino lo estaría libendo la altura de QUEMU QUEMU, GRACIAS NUEVAMENTE
Jorge